Aunque Jeff Bezos ya no es el CEO de Amazon, su riqueza continúa creciendo y el martes el hombre más rico del mundo alcanzó un patrimonio neto de 211,000 millones de dólares.

De acuerdo con una declaración que hizo el presidente López Obrador, el 18 de junio pasado, el gobierno federal había invertido 25,000 millones de pesos en la compra de las diferentes vacunas para la población mexicana. Dicha cantidad equivale a poco más de 1,223 millones dólares, según el tipo de cambio de aquella fecha, una cifra que está muy por debajo de la riqueza de Bezos.

Otros ejemplos que permiten dimensionar su fortuna es que si Jeff Bezos fuera una empresa, ocuparía el lugar 35 del índice S&P 500, admás de que la cifra representa un 1% del Producto Interno Bruto (PIB) de los Estados Unidos.

El incremento en la fortuna del empresario se dio después de que las acciones de la compañía que fundó hace 27 años subieran un 4.7%, tras el anuncio del Pentágono de los Estados Unidos sobre la cancelación de un contrato de servicios de computación en la nube con su rival directo, Microsoft.

La determinación del Pentágono generó un aumento en la fortuna de Bezos de 8,400 millones de dólares, de acuerdo con el índice de multimillonarios elaborado por Bloomberg, en el cual el empresario se ha mantenido en la primera posición desde mediados de marzo, seguido por Elon Musk, quien incluso en enero alcanzó los 210,000 millones de dólares.

La riqueza de Bezos incluso se ha incrementado más que el año pasado, cuando alcanzó los 206,900 millones de dólares, gracias a que la pandemia de la COVID-19 y el consecuente confinamiento influyeron en el aumento del precio de su empresa.

Por su parte, el Pentágono dio a conocer la decisión de desechar el contrato con Microsoft, cuyo valor era de 10,000 millones de dólares y que había sido otorgado a la empresa en 2019, debido a las disputas que este había generado entre el gobierno de los Estados Unidos y Amazon.

Y es que desde aquel año, Amazon Web Services, el servicio de computación en la nube, recurrió a la licitación, pues argumentó que el entonces presidente de Estados Unidos, Donald Trump, consideraba vetar a la empresa, ya que Bezos es dueño del diario The Washington Post, con el cual el mandatario había estado en disputa.

Por ello, Amazon presentó una demanda ante el Tribunal de Reclamaciones Federales de Estados Unidos para impugnar la decisión de entregar el contrato a Microsoft, pues consideraba que existía una motivación política relacionada a la aversión de Trump hacia Bezos.