La actriz Mariana Peñalva denunció en su cuenta de Facebook que el escritor y conductor Andrés Roemer abusó sexualmente de ella en 2009, mientras su hijo, de 4 años de edad, se encontraba del otro lado de la puerta del salón en donde ocurrieron los hechos.

A través de un video dió a conocer que conoció a Andrés Roemer durante una entrevista que él le hizo para TV Azteca. A partir de este encuentro el conductor la invitó a una fiesta, a la que también asistieron personalidades y figuras de distintos ámbitos.

“Me cayó bien, se me hizo una persona inteligente, culta y bien conectada. Le comenté sobre un proyecto, le dije que necesitaba financiamiento porque, tras padecer un sabotaje, había perdido a mis inversionistas. Me dijo que podría ayudarme y que tal vez podría presentarme con gente, me pidió que fuera a su casa para platicar y ver qué se podía hacer”, cuenta la actriz, quien también ha trabajado en la producción y realización cinematográfica.

Peñalva narró que acudió al domicilio de Roemer, ubicado en la colonia Roma, acompañada de su hijo, de entonces 4 años de edad. Tras un recorrido por la casa, llegaron a un salón que parecía una biblioteca en la que había sillones tipo puff. Ahí, dijo, una mujer entró y tomó de la mano al pequeño y lo sacó del lugar.

La actriz explicó que la situación la desconcertó, pero Roemer le pidió que se tranquilizara, que sólo lo llevarían a jugar para que ellos pudieran conversar mejor. Una vez que escuchó la voz de su hijo del otro lado de la puerta, dijo, se tranquilizó un poco.

Estando solos se sentaron en los sillones, cuando Andrés Roemer saltó sobre ella. “No sé ni de qué estábamos hablando cuando se me lanzó encima. No voy a dar más detalles. Yo llevaba un vestido. No me defendí, no hice nada porque por más que le decía que no, que se esperara, que le pedí por favor que no, no parecía entender lo que era un no. Mi hijo estaba a un lado de la puerta, no quería que me oyera gritar. Lo más terrible es que no quería hacer ruido porque no quería dejar oír su voz, lo que más preocupaba era mi hijo porque no sabía si también le harían algo”, contó la actriz.

Al terminar la agresión sexual, añadió Peñalva, el ex embajador se subió el pantalón y le dijo: “Lo siento mucho, estaba muy excitado”.

Finalmente, Mariana Peñalva sostuvo que se encuentra fuera del país y, por ello, no puede acudir a la Fiscalía General de la República, pero invitó a las mujeres que han sido víctimas a romper con el silencio “porque ayuda a cerrar las heridas”.

El pasado 12 de mayo autoridades mexicanas obtuvieron una ficha roja de Interpol para dar con el paradero de Andrés Roemer, a quien se vio por última vez en Israel, donde fue captado por usuarios de redes y cuenta con una orden de aprehensión por el delito de violación, además de 8 carpetas de investigación por delitos sexuales.

La obtención de este recurso fue resultado de la solicitud de la Fiscalía General de Justicia (FGJ) capitalina a la Fiscalía General de la República (FGR), quienes hicieron el trámite correspondiente a través de Interpol México.

Recientemente reapareció en un canal de Israel en el que negó las acusaciones de agresión sexual. En el video, compartido por Emeequis, aseguró que no ha hecho nada malo y que existen al menos 400 mujeres que lo apoyan.