La visita de Biden, junto a su esposa, la primera dama Jill Biden, tiene como objetivo reunirse con el papa Francisco el 29 de octubre. El viaje se enmarca en la reunión del G20, en Roma.

Enfocado en los derechos fundamentales de las personas, las acciones por el cambio climático y el enfrentamiento a la pandemia, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, viajará este mes de octubre a la Ciudad del Vaticano.

“Discutirán cómo trabajar juntos en iniciativas basadas en el respeto a la dignidad humana fundamental, incluida la eliminación de la pandemia del COVID-19, la lucha contra el clima y la compasión con los pobres”, indica un comunicado de la Casa Blanca.

Desde Roma, el mandatario viajará a Glasgow, Reino Unido, donde del 1 al 2 de noviembre participará en la Cumbre Mundial de Líderes al inicio de la 26ª Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26).

Biden encara un difícil camino de conciliación con la Iglesia Católica, debido a su defensa del aborto.