Tras las denuncias emitidas por los alcaldes electos en redes sociales, dónde manifestaron que sufrieron agresiones por parte de los elementos del escuadrón antimotines de la secretaría de seguridad en su camino al congreso, Martí Batres, secretario de gobierno, justificó su presencia en la zona.

Batres mencionó:  “Fue a solicitud de Ana Patricia Báez Guerrero (PAN), presidenta de la Mesa Directiva, (quien) pidió la presencia de la fuerza pública fuera del recinto legislativo”.

“En el momento cuando ocurrieron los acontecimientos yo me encontraba reunido con los coordinadores parlamentarios de los grupos de oposición… no había necesidad de ningún forcejeo, bastaba con una llamada que nos hicieran, ya sea a mí o a alguno de los coordinadores”.

“Los alcaldes están citados con la jefa de Gobierno el 2 y 3 de septiembre… nos extraña mucho esta situación… la jefa de Gobierno señaló desde un momento anticipado que los citaría para platicar en algún momento del mes de septiembre… por eso estamos extrañados de esta postura de esta actitud”.

“En el punto donde estaban los alcaldes estos estaban acompañados por un nutrido grupo de personas… vamos a cotejar los hechos para ver qué ha sucedido… exhortamos a los alcaldes a continuar el diálogo y condenamos la violencia venga de donde venga”, finalizó Martí Batres.