La gobernadora de Baja California, Marina del Pilar Ávila Olmeda, se reunió con los embajadores en México de Estados Unidos, Alemania y Francia, con quienes abordó asuntos relativos a la relación de dichos países con la entidad y con el objetivo de trabajar en alianzas bilaterales.

“A pesar de la lejanía seguimos siendo naciones hermanas, y me enorgullece trabajar juntos por alianzas estratégicas que impulsen y beneficien a todos los pueblos involucrados.

“Este sexenio será el que establezca lazos de apoyo en favor del desarrollo de Baja California”, destacó la mandataria.

En la reunión con el embajador de Estados Unidos, Ken Salazar, se abordaron diversos asuntos sobre las oportunidades de inversión estadunidense que operan en el estado y que podrían crecer en los próximos meses.

También puedes leer: Covid-19 e influenza confirman primer caso en Baja California

Ávila Olmeda resaltó la amistad que existe entre Estados Unidos y Baja California, y la gran cantidad de personas que son empleados en compañías de inversión estadunidense, representando en gran medida los ingresos y el bienestar de las familias de la región.

El secretario de Infraestructura, Desarrollo Urbano y Reordenación Territorial, Arturo Espinoza presentó el video de Otay 2 y Punta Colonet.

Mientras que con los embajadores de Alemania y de Francia en México, Peter Tempel y Jean-Pierre Asvazadourian, con quien se planteó la viabilidad de Mexicali como un espacio ideal para la instalación de armadores de automóviles.

En la reunión estuvo presente el administrador de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos, Michael Reagan.

Al final de las reuniones, la gobernadora y los embajadores compartieron presentes, y los representantes firmaron el Libro de Visitas Distinguidas al Estado de Baja California.