El 31 de octubre se conmemora el Día Mundial por el Derecho a la Ciudad, fecha en la que se impulsa que cualquier persona tenga acceso, independientemente de sus características físicas o ideológicas, a todos los recursos de una urbe integrada, sustentable y económicamente desarrollada.

Verónica González Sepúlveda, directora de la Coordinación de Resiliencia del Gobierno Municipal, explicó que en este día se habla sobre cómo todas las acciones y experiencias, entre ello los programas Huertos Urbanos y los Parques de Bolsillo, están vinculados y enfocados a mejorar el contexto urbano para el bienestar de la población.

Indicó que el Día Mundial por el Derecho a la Ciudad es la garantía que tienen todos los habitantes, presentes y futuros, permanentes y temporales, a habitar, producir, transformar, gobernar y disfrutar asentamientos urbanos justos, inclusivos, seguros, sostenibles y democráticos, definidos como bienes comunes para el disfrute de una vida digna y en paz.

Explicó que este evento se encuadra en la conmemoración general de la Organización de las Naciones Unidas llamada “Octubre urbano”, en la que se llevan cabo acciones enfocadas a mejorar la infraestructura urbana de una metrópoli en el caso de una resiliencia, y el día 31 es el dedicado para ello.

En ese sentido, dijo, se está hablando del derecho a una ciudad libre de discriminación, que respete y promueva todas las costumbres, memorias, identidades, idiomas y expresiones artísticas y culturales de sus habitantes, independientemente de su estatus legal.

González Sepúlveda comentó que el ciudadano debe tener derecho también a una ciudad con economías diversas e inclusivas, en la que se tenga acceso a medios de vida seguros, a un trabajo decente y en la que se apoye las contribuciones de los trabajadores informales.