La evidencia y las acusaciones contra el exdirector de seguridad pública de México Genaro García Luna siguen acumulándose. fiscales presentaron nuevos expedientes que podrían demostrar que el exfuncionario recibió sobornos de narcos, además, México presentó una demanda para recuperar millones de dólares en presuntos bienes ilícitos.

Cabe destacar que en un expediente fechado el 29 de septiembre, fue presentado ante una corte federal de Nueva York, donde los fiscales afirmaron que entregarían nueva evidencia a los abogados defensores de García Luna. El material incluía documentos del gobierno mexicano, registros del Departamento de Estado estadounidense, fotografías y registros bancarios. García Luna, secretario de seguridad pública de México entre 2006 y 2012, durante el mandato del expresidente Felipe Calderón, está acusado de recibir varios millones de dólares en sobornos del Cartel de Sinaloa a cambio de permitir que el grupo traficara cargamentos de varias toneladas de cocaína hacia Estados Unidos.

El expediente se presenta más de una semana después de que la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de México anunciara su “primera demanda civil en el extranjero para recuperar activos vinculados con operaciones financieras realizadas por Genaro García Luna”.

El gobierno mexicano por su parte, sostiene que después de dejar su cargo, y por lo menos entre 2012 y 2018, García Luna, su esposa, un antiguo alto funcionario del estado mexicano, varios socios comerciales y una red de firmas obtuvieron de manera ilegal al menos US$250 millones del gobierno mexicano mediante un “complejo entramado de contratación oficial ilegal”. Ese dinero se transfería a cuentas fuera de México valiéndose de una “extensa” red para “ocultar los dineros robados en numerosas propiedades” en suelo estadounidense.Las autoridades estadounidenses arrestaron a García Luna en el estado de Texas en diciembre de 2019, por cargos de conspiración para traficar cocaína y falso testimonio. El acusado se declaró inocente de dichos cargos en 2020.

Poco después de ser puesto en custodia, el jefe de la UIF Santiago Nieto, junto con fiscales anticorrupción de México, presentó dos denuncias contra García Luna. El organismo sostuvo que el exfuncionario usó paraísos fiscales en todo el mundo, entre ellos Estados Unidos, Barbados y Hong Kong, para ocultar más de US$50 millones en sobornos que al parecer recibió de narcotraficantes.