En Honduras una joven de 18 años sedujo y mató a su agresor sexual, quien la violó cuando era una niña.

Lisby “N” mató al hombre de 50 años de edad, según Regeneración, la joven sedujo a su agresor sexual, lo llevó a un motel y le disparó con un arma de fuego. El cuerpo del sujeto fue encontrado recostado en una cama del motel Palmeras, de Olanchito de Yoro, Honduras.

La mujer dijo a las autoridades que asesinó al hombre  porque abusó sexualmente de ella cuando era una niña. No obstante, el ahora occiso  había vuelto a tratar de violarla hace poco, por lo que decidió vengarse.

Las autoridades localizaron a la joven, que habría tratado de dejar la escena del asesinato.

Hasta el momento no ha habido pronunciamiento de las autoridades de Honduras o de Olanchito de Yoro por el hecho.

La mujer hondureña y su familia trataron de cruzar desde San Luis Río Colorado hasta Yuma, Arizona, por el lecho seco del Río Colorado pero fueron interceptados por la Patrulla Fronteriza.

Pese a que pidieron atención médica, los agentes ignoraron a la mujer y les dijeron que no hay asilo para migrantes. Ya en México, se confirmó la muerte de los gemelos en el vientre de la madre.