Corte Suprema libera al comediante Bill Cosby, acusado de 60 casos de abuso sexual

Después de casi 3 años en la Correccional Estatal de Phoenix, el actor y comediante de 83 años Bill Cosby, salió de prisión luego de que una corte en Pensilvania anulara la condena emitida en 2018 tras encontrarlo culpable de haber drogado y violado a Andrea Constand en 2004.

De acuerdo con las declaraciones de los jueces implicados, la nulidad del caso se debió a que los fiscales encargados violaron los derechos del comediante, sumado a que en 2005, Bruce L. Castor Jr quien en ese tiempo era el Fiscal de Distrito del Condado de Montgomery, Pensilvania, emitiera una nota de prensa donde declaraba que no presentaría cargos contra Cosby debido a que según sus declaraciones: “no existen pruebas suficientes, creíbles y admisibles sobre las cuales cualquier cargo contra el Sr. Cosby podría sostenerse más allá de una duda razonable”.

Otro fiscal implicado en el caso lo acusó, argumentando que él no respondería ante tal acuerdo de no enjuiciarlo, sin embargo, la Suprema Corte de Pensilvania indicó que el fiscal que acusó al comediante debía apegarse al previo acuerdo con Castor Jr, debido a esto, la acusación y respectiva condena quedaron anuladas. Sumado a esto, la Suprema Corte notificó que el juicio no fue justo para el imputado, ya que el magistrado encargado del caso permitió testificar a 5 mujeres más a parte de Constand, mismas que referían haber sido violentadas sexualmente por Cosby.

Recordemos que en 2016, los abogados del comediante decidieron llamar a testificar al sr Castor Jr en una audiencia previa al juicio, misma donde declaró que a pesar de haber creído la versión de Constand, opinaba que no había suficiente evidencia para demostrar las acusaciones más allá “de una duda razonable”. Además, la Corte Suprema informó que el acuerdo entre ambos implicados era vinculante, por lo que su validez era oficial.

A pesar de haber sido liberado, el actor de 83 años sigue siendo considerado culpable de los delitos que se le imputaron, la diferencia es que ya no puede volver a ser enjuiciado por el mismo caso.

El juez encargado en su juicio a última instancia consideró al actor como un depredador sexual violento que aún hoy en día puede representar un peligro para las mujeres, por lo que Cosby debía ser registrado en la lista de delincuentes sexuales de Estados Unidos, además de estar obligado a presentarse cada mes ante las autoridades, sin embargo, debido al fallo más reciente de la corte, estos requerimientos quedaron nulificados.