El primer auto eléctrico fabricado totalmente en el Líbano, el Electra Quds Rise, fue presentado días pasados por el empresario palestino, Jihad Mohammad, dueño y fundador del fondo inversor homónimo que dio vida a la unidad.

Jihad Mohammad, fundador de Jihad Mohammad Investments y
Electra, presentó a los periodistas el flamante deportivo eléctrico Quds Rise, punta de iceberg del portfolio de la compañía.

Mohammad indicó que el Quds Rise es el primer auto eléctrico fabricado íntegramente en el Líbano, “de principio a fin”, desarrollado por su compañía desde hace cuatro años que emplea a ingenieros libaneses y palestinos, sumando 300 trabajadores.

Estampado con el logotipo de Electra en la parte superior de la parrilla frontal, el Quds Rise a su vez tiene la forma de la Cúpula de la Roca, el santuario islámico ubicado en el Monte del Templo en la Ciudad Vieja de Jerusalén y considerado el tercer lugar más sagrado del Islam.

De acuerdo a la web del fabricante, el auto eléctrico brinda un alcance de 450 kilómetros y una velocidad máxima de 165 km/h, con una aceleración de 0 a 100 km/h en solo cinco segundos.

Además resalta que se define como una berlina de techo duro con capacidad para dos personas, con un sistema de infotainment que incluye dos pantallas táctiles (una para datos de velocidad y demás, otra al centro del habitáculo), para facilitar el manejo de las prestaciones de la unidad.

De acuerdo a especificaciones, el peso de este auto fabricado en el Líbano es de 1,100 kilos y está impulsado por un motor de tracción trasera (RWD) que eroga 160 caballos de fuerza, gracias a una batería de 50 kWh.

En cuanto al precio, será fabricado en un batch inicial de 10,000 unidades de 30,000 dólares cada una, con fecha de entrega a fin de este año.