Incrementan las remesas tras recuperación de empleos de los mexicanos en EU

Un gran número de mexicanos perdieron su empleo en Estados Unidos durante la pandemia, sin embargo muchos ya lo han recuperado, esto es notorio con el impulso a la llegada de remesas al país, al grado de perfilarlas para registrar un nuevo récord en 2021.

De acuerdo con datos que arrojó la oficina del Censo de Estados Unidos, abril de 2020 (que fue el punto más crítico del confinamiento por la pandemia) un millón 997 mil mexicanos habían perdido su empleo en aquel país, cifra que a febrero pasado bajó a sólo 188 mil, el avance en el empleo de trabajadores mexicanos en Estados Unidos, provocará que en 2021 el flujo de divisas a México muestre un avance significativo.

Sin embargo no sólo se trata de la recuperación de plazas laborales, también se ha detectado que han aumentado los connacionales con empleos de tiempo completo, cuyas remuneraciones en promedio duplican a las obtenidas en ocupaciones de tiempo parcial; lo que explica el mayor envío de remesas.

El flujo de remeses a México registró un aumento del 20% con respecto a 2019 según datos del Banco de México, en 2020 las remesas a México registraron un aumento de 20 por ciento respecto de 2019, al registrar una cifra sin precedente de 40 mil millones de dólares.

En 2021 se mantiene la tendencia, pues al término del primer trimestre llegaron 6 mil 700 millones, 20 por ciento más respecto de igual periodo del año pasado.

El panorama es positivo, pues posiblemente se sume la recuperación económica de Estados Unidos, que generará mayor demanda de trabajo y beneficiará los ingresos medios, así como los programas de apoyo a los hogares que está llevando a cabo la administración de Joe Biden.

En total, según la Oficina del Censo, en Estados Unidos trabajan un total de 6 millones 772 mil mexicanos, de los cuales 4 millones 509 mil son hombres y 2 millones 263 mil, mujeres.

Sin embargo las mujeres han sido las más afectadas por la pandemia, según la misma oficina del Censo de EU ya que hasta el cierre de febrero pasado sólo faltaban mil 651 empleos masculinos por recuperar; mientras los femeninos aún restaban 187 mil 11 plazas, lo que significa que de los 188 mil puestos laborales que no se han recobrado tras la pandemia, prácticamente todos son de mujeres mexicanas migrantes.