Tras un año de que declarada la pandemia, por primera vez la ciudad de México se encuentra cerca de pasar a semáforo amarillo, anunció la jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum.

Este mensaje lo difundió mediante su cuenta de Twitter, sin embargo exhortó a la ciudadanía a no bajar la guardia para poder alcanzar esta meta.

La mandataria capitalina, indicó “Para la próxima semana permanecemos en semáforo naranja. Así como en algunas ocasiones dijimos que estábamos más cerca del rojo, con la disminución de las hospitalizaciones, podemos decir que estamos, en esta ocasión, más cerca del amarillo”.

Es por eso que a partir del próximo lunes los antros y bares podrán ofrecer servicio sólo en exterior como restaurantes y podrán abrir hasta las 23:00 horas.

Los restaurantes también podrán ofrecer servicio al interior hasta las 20:00 horas y con un aforo de 30%; las mesas podrán tener hasta seis comensales. Los teatros ya podrán ofrecer funciones con un aforo al 30% de su capacidad y su última función deberá de ser a las 20:00 horas.

También abrirán casinos, casas de apuestas, boliches y parques de diversiones con un aforo de 20 por ciento.

Los cines, las tiendas departamentales y los centros comerciales ampliarán su capacidad a 30 por ciento.

El Instituto de Verificación Administrativa revisará que todos los establecimientos cumplan con las medidas sanitarias.