En esta ocasión, a causa de la pandemia de Covid 19, el próximo 17 de febrero, la Iglesia Católica celebrará el Miércoles de Ceniza, de un modo diferente.  Celebración litúrgica en la que, en México, acuden a los templos el mayor número de personas. Sin embargo, el Papa Francisco hizo reformas por la protección y seguridad que se deben reflexionar en este principio de la Cuaresma, un período de preparación espiritual para vivir mejor antes de que inicie la Semana Santa.

Respecto a la costumbre de poner ceniza sobre la cabeza de los fieles, la cual proviene de la cultura, tradición y religión judía. El Papa Francisco estableció que los fieles que asistan a los templos, recibirán la ceniza evitando el contacto físico; el sacerdote dejará caer un poco de ella sobre la cabeza inclinada de los católicos, asimismo se omitirá la frase “polvo eres y en polvo te convertirás”.

Por otra parte, sobre las personas que no puedan acudir a un templo, ellos mismos podrán realizar la ceniza quemando devotamente las palmas del pasado Domingo de Remos, o de algunas imágenes religiosas que estén dañadas, la cual podrán untársela, aunque no es obligatorio tener este signo testimonial todo el día. Estas personas deben leer en sus biblias las citas referidas del profeta Jonás.

Sobre el ayuno y la abstinencia, quienes se encuentren enfermos quedarán libres de esta imposición, y también existe la posibilidad de cambiar algún alimento por un sacrificio personal que nos ayude a ser mejores y que sirva como acto penitencial.

Cabe mencionar que la misa del Miércoles de Ceniza no es de precepto, por lo cual no es obligatorio asistir a la iglesia para participar en ella e imponerse la ceniza.

Se debe recordar que, los Apóstoles eran personas pobres, pescadores, de modo que la costumbre partió del hecho de comer productos económicos, pues en Israel, la carne roja provenientes de las ovejas y de ganado mayor, era propia de las personas con mayores recursos que tenían tierras para sembrar y arar, esto ante la duda del origen sobre la costumbre de comer pescado en Cuaresma.

 

 

Con información de Medios.