Un estudio apoyado por AstraZeneca, encontró que la budesonida inhalada administrada a pacientes con COVID-19 dentro de los siete días posteriores al inicio de los síntomas también redujo el tiempo de recuperación.

La budesonida es un corticosteroide que se utiliza en el tratamiento a largo plazo del asma y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica. Los resultados del estudio aleatorizado de fase 2, que fue apoyado por el NIHR Oxford Biomedical Research Center.

Los hallazgos de 146 personas, las cuales la mitad tomó el medicamento y la otra mitad recibió atención habitual, la budesonida inhalada redujo el riesgo relativo de requerir atención urgente u hospitalización en un 90% en el período de estudio de 28 días.

“Se han producido avances importantes en pacientes hospitalizados con COVID-19, es importante tratar la enfermedad temprana para prevenir el deterioro clínico y la necesidad de atención urgente y hospitalización”, Profesora Mona Bafadhel.

El estudio también demostró que hubo una reducción de los síntomas persistentes en quienes recibieron budesonida.