La pandemia del  coronavirus modificó nuestro estilo de vida y la forma de relacionarnos con familiares y amigos. Estamos a puertas de celebrar el Año Nuevo, y la manera de festejar también ha tenido que tener un cambio para evitar riesgos de covid-19.

Sin duda, recibiremos el 2021 de forma distinta a otros años. Las reuniones sociales se han visto restringidas, en varios países del mundo, incluso nuestro país. En México días antes de celebrarse la Navidad, el Gobierno estableció una serie de medidas para evitar una segunda ola de contagios de coronavirus pasando a semáforo rojo.

 

Celebrar el inicio de un nuevo es una tradición que es imposible de evitar, pero surge el momento perfecto para hacer una pausa y replantear los objetivos. Aprovecha la oportunidad para tener en cuenta al medio ambiente en tus propósitos de año nuevo.

Para algunas personas, el consumo de bienes para satisfacer sus necesidades y lograr sus aspiraciones está aumentando exponencialmente. Sin embargo, muchos no tienen lo suficiente para sobrevivir. Tenemos que reevaluar cómo vivir mejor y de forma más ligera.

¿Por qué no aprovechar este nuevo año para reconsiderar lo que quieres de la vida? Jóvenes emprendedores en todo el mundo están mostrando el camino hacia un estilo de vida más sostenible y están creando nuevos modelos de negocio, inspirados en la creatividad y los recursos disponibles.

Con ideas frescas podemos comenzar 2021 como un ciudadano global comprometido con la sostenibilidad. Pero antes que nada piensa en lo que compras, se consiente en tu consumo. Conoce cómo y dónde se producen los productos que consumes. Pregunta de dónde proviene tu comida si no estás seguro. Opta por el uso de tazas, vasos y vajillas reusables para reducir el desecho innecesario de plástico.

Por otro lado, ponle un freno a la “moda rápida”, este concepto se usa para referirse a la producción acelerada de prendas de vestir para seguir el ritmo de las tendencias, a menudo utilizando materiales que pueden ser perjudiciales para el medio ambiente. Estas prendas no duran mucho tiempo y en un período corto acaban en los vertederos.

La industria de la moda produce 20% de las aguas residuales mundiales y 10% de las emisiones globales de carbono. Esto es más que todos los vuelos internacionales y envíos marítimos combinados. Cada segundo, el equivalente de un camión de basura de textiles se deposita en la basura o se quema. Si no tomamos medidas para cambiar esto, en 2050 la industria de la moda utilizará una cuarta parte del presupuesto mundial de carbono.

Así mismo, regálate productos de cuidado personal sin plástico. ¿Sabías que 51 billones de microplásticos contaminan nuestros océanos? Muchos productos para el cuidado personal son una fuente importante de estos diminutos plásticos, que pueden llegar a los océanos a través de nuestros baños. En 2021, compra productos para el cuidado de la cara, maquillaje, desodorante, champú y otros cosméticos libres de plástico.

De igual manera lleva tu propia bolsa reutilizable si vas de compras. Muchas tiendas y supermercados proporcionan a sus clientes bolsas de plástico de un solo uso para transportar sus productos. Estas bolsas tienden a ser desechadas poco después y acaban contaminando el medio ambiente. Al llevar contigo tu propia bolsa, contribuyes a disminuir los residuos plásticos.

Finalmente, lleva contigo tus cubiertos y botella, por ejemplo, cuando comes fuera de casa u ordenas tu comida, seguramente recibes cubiertos, botellas y otros utensilios desechables. En todo el mundo, cada minuto se compra un millón de botellas de plástico. Eso es insostenible. Una solución sencilla para este desafío es llevar contigo tu propio kit de utensilios cuando viajes o sepas que comerás o beberás fuera de tu casa u oficina.