La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), suspendió la venta de un negocio que comercializa oxígeno en la zona norte de la Ciudad de México, debido a que detectaron que vendía a sobreprecio el surtido del producto que es usado para pacientes de coronavirus.

Además de la suspensión del negocio del que se indica, presuntamente se hacía pasar como parte de la empresa Infra, se dio inicio a un procedimiento en contra de los encargados del mismo, pues al vender a precios más elevados el oxígeno, incurrieron en infracciones a la ley.

Luego de que la dependencia recibió una denuncia ciudadana, personal se trasladó a las instalaciones del proveedor y tras verificar los hechos, colocaron los respectivos sellos de suspensión por incumplimientos detectados.

Los reportes refieren que el negocio al que se le impuso la medida de suspensión, se ubica sobre la Avenida General Mariano Escobedo número 144, casi esquina con Marina Nacional, en la colonia Anáhuac, de la CDMX.

En el local, los inspectores de Profeco encontraron que no los dependientes no informaban de manera adecuada por el precio de recarga de cilindros, tampoco los términos y condiciones para facturación y no se notificaba al consumidor los mecanismos para reembolso de dinero en caso de cancelación del servicio.

Asimismo, encontraron que el establecimiento no forma parte de Infra, e incluso la misma empresa se deslindó del negocio en cuestión, el cual no acreditó de manera documental las variaciones que ha tenido el oxígeno a lo largo del año, desde el mes de enero a noviembre de este 2020.

Cabe destacar que durante las últimas semanas, se ha registrado una alta demanda de oxígeno debido al alza de casos de contagio de coronavirus, por lo cual se ha denunciado que los proveedores han incurrido en abusos en la comercialización del producto.