El Sistema Sismológico Nacional clasifica a San Luis Potosí como zona B, referente a que  se registren sismos de baja intensidad, así lo revelo el titular de Protección Civil Municipal, Adrián Álvarez Botello, además de considerar a la capital Potosina en el Atlas de Riesgo.

Álvarez Botello destaca lo poco preparados que están en la dependencia municipal al no con el equipo necesario para la detección de sismos, como ya lo tiene Protección Civil del Estado, y si bien la mayoría de los movimientos no son perceptibles, otros sí son sentidos e inclusive han obligado al desalojo de edificios mayores de cinco pisos, pero en general siguen siendo de baja intensidad, como los ocurridos en días recientes.

Asimismo, descartó que las fallas geológicas que se han presentado en diferentes puntos de la capital potosina se deriven de tales movimientos, sino más bien las atribuyó a la explotación de los mantos acuíferos, pero los sismos sí pueden incidir en su avance.