En recientes días la Red Feminista de Quintana Roo convocó en el municipio de Benito Juárez (Cancún) a una manifestación por el feminicidio de dos mujeres en ese Estado, que en menos de 24 horas se disolvió cuando la policía comenzó a disparar al aire a escasos metros de la protesta, suceso que provocó la dimisión del jefe de la policía municipal y posteriormente del Secretario de Seguridad estatal. En un país donde cada día son asesinadas 10 mujeres de media, unos 2.000 manifestantes exigían justicia para Alexis, una joven de 20 años encontrada muerta con signos de tortura.

Ante tal situación, la edil benitojuarense, Mara Lezama Espinosa, quien ha reprobado tales actos de violencia y que a la par de su administración ha sido una ferviente promotora de implementar protocolos sensibles al género y de conformidad con las leyes nacionales y compromisos internacionales, ha confirmado el cumplimiento del pliego petitorio con siete puntos que realizaron los colectivos feministas, en las que ya se ha tomado acción respecto a la separación del cargo del secretario municipal de seguridad pública, instrucción a la Dirección de Asuntos Internos para que investigue a los policías que participaron en el operativo cuando se registró la reprensión y se está trabajando con la Fiscalía General del Estado de Quintana Roo y con la Fiscalía General de la República al proporcionar la información que permita esclarecer los hechos de las conducta de los servidores públicos por su probable responsabilidad por los delitos de abuso, de autoridad, lesiones y lo que resulte.

Como parte de las políticas públicas de la actual edil, se promovió  el Grupo de Atención al Mecanismo de Alerta de Violencia de Género contra las mujeres en Benito Juárez (GAMAVIN) el cual  cuenta con cinco mesas de trabajo conformadas por instituciones municipales, organizaciones de la sociedad civil y academia, y da  seguimiento al Programa de Atención a la Alerta del Municipio de Benito Juárez, que engloba 54 acciones de seguridad, prevención y justicia dictaminadas por la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (CONAVIM).  Así mismo en esta época de pandemia Lezama impulsó el programa “No estás sola” para salvaguardar la integridad de las mujeres en el confinamiento social.

Quiero concluir que no hay que perder de vista el origen la movilización, que es la muerte de una mujer, lo cual es inadmisible, como inadmisible también lo es que grupos ajenos a esta  justa lucha, el pasado fin de semana ( 15 de noviembre), vandalizaron las instalaciones del Palacio municipal, un grupo de jóvenes, mayoritariamente hombres, usando como pretexto la muerte de Alexis, que generó las denuncias correspondientes ante el Ministerio Público y el deslinde de los Grupos feministas de dichos generadores de violencia, coincido en  no a la represión, no a la violencia, pero también  no a la impunidad venga de donde venga el delito.