Sudáfrica será el mas afectado en turismo: Varios países optaron por prohibir la entrada de ciudadanos sudafricanos tras el descubrimiento de una nueva variante del coronavirus, es “apresurada”, “injusta” y “desastrosa”, según los profesionales del turismo, que temen que estas decisiones tengan impacto en toda la economía.

“Es una reacción instintiva, prematura”, declaró a la AFP Richard de la Rey, responsable de reservas de animales y complejos hoteleros en el país.

“No sabemos nada todavía de esta nueva variante pero ya se han puesto en lo peor”, se lamenta.

La variante B.1.1.529, llamada ómicron por la Organización Mundial de la Salud (OMS), potencialmente muy contagiosa y con múltiples mutaciones, se detectó en Sudáfrica, como anunciaron el jueves los científicos, que desconocen aún la eficacia de las vacunas sobre esta mutación.

Ese mismo día, Londres comunicó la prohibición de los vuelos procedentes de seis países del África meridional. Y el viernes países como Italia, Alemania, Francia, Singapur o Estados Unidos adoptaron la misma medida.

Checa este artículo Así, se vivió el primer episodio de Vecinos sin Benito

La OMS recordó que desaconseja este tipo de medidas ya que prefieren un “enfoque científico, basado en los riesgos”. Sin que este llamamiento haya tenido mucho efecto.

  Sus primeras vacaciones “de verdad” desde el inicio de la pandemia. “Y ya después de la cena entendí que tenía que irme inmediatamente”, afirma a la Maxine Mackintosh, una británica de 28 años llegó el jueves a Sudáfrica.

“Empezábamos a notar la vuelta a la normalidad”, explica Shelly Cox, cofundadora de Africa Conservation Travel.

“Había muchas reservas de última hora para Navidades, pensábamos que diciembre sería mejor que el año pasado”, cuenta Cox.