La gobernadora de Baja California, Marina del Pilar dio su primera mañanera al estilo del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, este miércoles, donde habló de los problemas de migración que enfrenta la región, seguridad, deudas y posibles impuestos.

“Tenemos el compromiso de dialogar con todas y con todos, porque el autoritarismo se vuelve una realidad cuando perdemos el contacto con las personas”, dijo Del Pilar, durante los primeros minutos de su conferencia que arrancó después de las 10 a.m. de este miércoles.

En su primera conferencia, la gobernadora abordó la problemática del COVID-19, un posible cambio de semáforo de naranja a amarillo, así cómo de la situación de los albergues para niños en riesgo.

Del Pilar estuvo acompañada por el secretario de salud, bienestar, educación y hacienda.