Tres agentes ministeriales de la Fiscalía General del Estado (FGE) de Puebla murieron en un enfrentamiento a balazos con policías municipales, en Tecamachalco, Puebla, en el corazón del Triángulo Rojo del huachicol, en donde el alcalde es el ex diputado local Ignacio Mier Bañuelos, hijo del coordinador del Grupo Parlamentario de Morena en San Lázaro, Moisés Ignacio Mier Velazco.

Entre los presuntos homicidas, según ha trascendido en versiones no oficiales, está el director de Seguridad Pública del municipio, Alejandro Santizo Méndez, quien ocupó el mismo cargo en la capital poblana en el mandato del morenovallista Luis Banck Serrato, quien lo destituyó del cargo.

Al lugar de los hechos llegaron policías estatales, para desarmar a los municipales y arrestar a Santizo Méndez y 12 de sus subordinados.

Una versión que circula entre colegas de los ministeriales caídos, describe que los agentes de la FGE perseguían a ladrones que recién habían asaltado una tienda Coppel, cuando los policías municipales abrieron fuego en su contra.