Un deportista suele ser reconocido por sus dotes físicos y por sus capacidades en el deporte que dominan, sin embargo, existen casos de personajes que además de ser estrellas en sus deportes logran serlo fuera de ellos, tal es el caso de Kobe Bryant.

Nacido un 23 de agosto en 1978 en Filadelfia, Pensilvania, como basquetbolista Bryan debutó en 1996 de la mano de los Lakers de Los Angeles donde permanecería sus 20 años de carrera profesional hasta su retiro en 2016, en su estadía con los Lakers cosechó 5 campeonatos de la NBA (2000, 2001, 2002, 2009 y 2010), además, apareció en 18 ocasiones en el All Star game de la liga, como internacional para Estados Unidos consiguió colgarse la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008 y en Londres 2012.

En el ámbito personal, Bryant fue elegido MVP de las finales de 2009 y 2010, MVP de la temporada 2008 y ostenta el cuarto lugar en la lista de máximos anotadores de la NBA con 33 mil 643 puntos.

Lee: “¿Hay viejas, no?”, podrían castigar al Tuca Ferretti por machista

Junto con los logros deportivos, Kobe consolidaría a lo largo de los años su persona y especialmente su apodo (Black Mamba) como una marca a nivel mundial, en 2003 tras una infructuosa relación con Adidas, el basquetbolista firmaría un contrato con Nike que se mantuvo por 18 años de manera ininterrumpida. En total durante su etapa en activo, se estima que el oriundo de Pensilvania se embolsó alrededor de 356 millones de dólares en concepto de contratos publicitarios y de promoción, así como ingresos de 323 millones de dólares con los Lakers durante las 20 temporadas que jugó.

Sin embargo, en el ocaso de su carrera Bryant comenzó a tener la inquietud de lograr cosas importantes fuera de su amado deporte, por lo que comenzó a investigar como diversificar e invertir el dinero que a lo largo de los años había reunido. En 2013 tras ser orientado por su amigo Chris Sacca, fundador de Lowercase Capital (fondo de capital riesgo que destacó por haber sido de los primeros inversores de aplicaciones como Uber y twitter), Bryant cofundaría la empresa de capital de riesgo Bryant Stibel junto con el empresario fundador de Web.com, Jeff Stibel, Actualmente dicha empresa de inversión está valuada en 2 mil millones de dólares.

Dicha firma a través de los años ha destacado por sus inversiones en empresas de tecnología y entretenimiento, como lo son la web de compras china Alibaba o Epic Games empresa creadora del reconocido multijugador en línea Fortnite.

Un año después, el alero invirtió 6 millones de dólares en la compra del 10% de las acciones de la bebida energética BodyArmor, por la que recientemente su esposa Vanessa Bryant recibió 400 millones de dólares tras la compra de la totalidad de la acciones por parte de la multinacional Coca-Cola.

2016 sería un año crucial para Black Mamba, el anuncio de su retiro de las canchas de manera profesional paralizaba al mundo del deporte, el 13 de abril de 2016 en un encuentro ante Utah Jazz, Bryant se despidió de la NBA con 60 puntos, llevándose también la anotación más alta de la temporada. Pero además de su retirada de las duelas, Kobe emprendería una nueva propuesta, esta vez para fundar su propio estudio de animación, Granity Studio, el cual es un estudio dedicado a crear contenido enfocado a historias del deporte, destaca su dirección en el cortometraje de 2018 “Dear Basketball”, por el que ganó un premio Oscar.

Incluso en ese mismo año, Bryant tuvo la oportunidad de lanzar un libro en el que cuenta su estrategia para los negocios y el emprendimiento titulado “Mentalidad Mamba: los secretos de mi éxito”.

Lamentablemente, la mañana del 26 de enero de 2020 se reportó la caída de un helicóptero  Sikorsky S-76 cerca de la localidad de Calabasas en California, en el que se contabilizaron 8 pasajeros como víctimas fatales, entre ellos el jugador de 41 años y su hija Gianna de 13.

Kobe Bryant

A casi 2 años del siniestro que cobró la vida del basquetbolista y su hija, los negocios han pasado a manos de su esposa Vanessa con quien en 2007 creo la Kobe & Vanessa Bryant Family Foundation (KVBF), la misma esposa del deportista en diversas entrevistas ha señalado que su objetivo con el legado del basquetbolista es mantenerlo para ella y sus hijas Natalia(18 años), Bianka Bella (4 años) y Capri Kobe Bryant (2 años), se estima que la fortuna total de la familia Bryant asciende a más de  2 mil millones de dólares.