Trabajadores del Tribunal Superior de Justicia de Oaxaca se incorfomaron ante la imposición del presidente, el Magistrado Eduardo Pinacho Sánchez.

Pinacho Sánchez habría impuesto como magistrada a Elizabeth Roxana Luna, lo que causó inconformidad entre los trabajadores.

Manifestaron que existen mujeres con una mayor capacitación y experiencia para el puesto, además de que no cuenta con los méritos necesarios para ocupar el cargo.

Señalaron que esta imposición se debe a que Luna mantiene una amistad con el presidente Pinacho, por lo que le fue otorgado este puesto.