El pasado Jueves, Facebook dio a conocer sus primeras gafas inteligentes en colaboración con Ray-Ban. Las gafas tienen un costo que parte de los 299 dólares, y están dotadas con un par de cámaras con las que se pueden hacer fotos y grabar vídeos de hasta 30 segundos que se podrán subir a las redes sociales .Las Ray-Ban Stories, como se han bautizado, también permiten escuchar música, contestar llamadas y utilizar un asistente de voz.

Cabe destacar que Las gafas no incorporan funcionalidades de realidad aumentada, un campo en el que Facebook lleva años trabajando, pero en el que todavía hay importantes desafíos técnicos que solventar.

Sin embargo, cabe resaltar que con estas acciones, la red social ha dado un gran paso en este terreno siguiendo los pasos de su rival Snap, que lanzó sus primeras gafas con cámara hace ya cinco años. Las Spectacles de Snap están ya en su tercera generación, pero no han logrado el tirón comercial previsto. Desde que Google lanzara hace ocho años las Google Glass, el concepto de las gafas inteligentes ha estado rodeado de polémica por la amenaza que supone a la privacidad.

Facebook es consciente de los escenarios de uso inadecuado que se abren con este tipo de gafas. En su web, recoge “recomendaciones” de uso, tales como no activar las cámaras en ciertos espacios privados como puede ser un vestuario, abstenerse de grabar mientras se conduce o de emplearlas para capturar información confidencial como puede ser un PIN.

Por último, cabe destacar que Facebook aseguró que su intención es que quienes rodean al usuario puedan saber en todo momento si se las gafas se están usando para hacer fotos o grabar vídeos. Para ello, ha incorporado una pequeña luz LED en un lateral que avisará si las cámaras están encendidas.