Acontecimientos jamás antes vistos, alcaldes electos de oposición fueron agredidos por policías antimotines capitalinos cuando se dirigían al Congreso de la Ciudad de México.

Una a quien le fue denegado el paso fue Sandra Cuevas, de Cuauhtémoc; Lía Limón, de Álvaro Obregón; Santiago Taboada, de Benito Juárez; y Mauricio Tabe, de Miguel Hidalgo, todos ellos adscritos a la Unión de Alcaldes de la CDMX, conformada por la oposición (PRI, PAN y PRD).

La alcaldesa Lía Limón incluso sufrió de heridas que le provocaron sangrado en la nariz, mientras que Sandra Cuevas tuvo que ser cargada en hombros para poder atravesar las filas de la Policía y ser resguardada entre sus simpatizantes.

Los alcaldes coincidieron en señalar represión y a la administración de la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, de tratar de impedir una manifestación pacífica y democrática.

Tras las agresiones sufridas por los alcaldes electos de parte de policías capitalinos, Claudia Sheinbaum realizó cambios en su agenda y agregó una conferencia de prensa a las 11:00 horas, donde se prevé que dé su postura sobre este tema.