El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, celebró este domingo la “independencia de EEUU no solo como nación sino de este virus”, señaló que el país “está de regreso y tiene mucho que celebrar” y se mostró victorioso frente al coronavirus, pese a que persisten zonas del país con bajas tasas de vacunación.

Para este evento el mandatario y su esposa Jill Biden recibirán a 1.000 personas entre personal militar y trabajadores esenciales con sus familias

La tradicional exhibición de fuegos artificiales, que atrae a miles de personas al National Mall de la capital Washington y que se replica en todo el país, permitirá a Biden marcar lo que él llama “independencia de este virus”.

Un funcionario de la Casa Blanca dijo en un comunicado que el presidente celebrará el progreso contra el virus, pero que indicará que el trabajo está “lejos de haber terminado”.