Cristiano Ronaldo en la sala de conferencia de prensa,  se mostró molesto y retiró dos botellas de Coca-Cola que se encontraban frente a él en la sala del Puskas Ferenc Stadium, de Budapest.

El jugador portugués retiró las dos botellas de refresco y tomó una botella de agua en señal de aprobación al líquido vital, acción que ha costado pérdidas millonarias para la importante compañía de refresco

Tras lo que hizo Cristiano Ronaldo, las acciones de la popular e importante compañía se desplomaron. A la apertura del mercado bursátil en Europa, Coca-Cola cotizaba cerca de los 56.10 dólares por acción.

Sin embargo, cuando salió Cristiano Ronaldo y retiró las botellas de la refresquera, en claro gesto de desaprobación, las acciones se cayeron dramáticamente alcanzando un mínimo de 55.22 dólares por acción.

En términos económicos, Coca-Cola pasó de valer 242 mil millones de dólares a 238 mil millones. La acción de Cristiano Ronaldo al retirar las botellas de refresco representa unas pérdidas totales de 4 mil millones de dólares, según el diario español El País.