Guatemala.- En su primer viaje al exterior como vicepresidenta de Estados Unidos, Harris promovió el desarrollo económico y los esfuerzos anticorrupción en un intento por frenar el flujo migratorio hacia el norte.

Harris emitió la advertencia durante un viaje que sirvió de prueba temprana pero crucial para una vicepresidenta que ha sido encomendada con el difícil reto de acabar con un ciclo de migración procedente de Centroamérica por medio de inversión en una región aquejada por la corrupción, la violencia y la pobreza, un encuentro tras el que ha anunciado varias iniciativas de cooperación y ha lanzado un mensaje contundente a los inmigrantes que se plantean ir a EEUU sin papeles: “No vengan. No vengan”..

Reconoció el peso simbólico de ser la primera vicepresidenta mujer y de que Guatemala sea su primer viaje al exterior en el cargo. Mientras un grupo de manifestantes que llevaban pancartas protestando por la visita de Harris cerca de la entrada del aeropuerto militar, una fila de familias, muchas de ellas mujeres, esperaban en otra valla con la esperanza de atisbar el Air Force II cuando aterrizara en Guatemala.