El Gobierno de Tlalnepantla realizó un operativo sorpresa para evitar el robo de gasolina y diésel en los vehículos de la administración municipal. Con estas acciones se ha reducido hasta el 90 por ciento la sustracción ilegal del combustible en las unidades del servicio público.

Personal de la Subdirección de Control Vehicular de la Oficialía Mayor y de la Contraloría Interna Municipal efectuó el operativo en las gasolineras que abastecen de combustible a las unidades de las diversas direcciones de la administración.

Se revisó que las rejillas de protección en los tanques de los vehículos, los dispositivos de seguridad en el motor y carrocería estuvieran en buenas condiciones y no hayan sido violentadas. También se verificó que los operadores porten licencia de conducir vigente y las unidades estén en óptimas condiciones para el servicio diario.

El Gobierno de Tlalnepantla que encabeza Raciel Pérez Cruz, Presidente Municipal, reitera su compromiso de cero tolerancia a la corrupción y a los abusos de servidoras y servidores públicos.