La OMS informa que los países ricos compraron casi la totalidad de la producción de vacuna en muchos laboratorios, esto deja sin vacunas a los países en vías de desarrollo.

El director de la Organización Mundial de la Salud, anunció que los errores morales del pasado no deben repetirse y que los países pobres no pueden quedarse esperando a que los ricos vacunen a sus poblaciones contra el Covid-19.

Agregó, si  las vacunas se guardan para nosotros y no las compartimos, habrá tres problemas principales:

  1. Fracaso moral catastrófico
  2. La pandemia continuará causando estragos
  3. Una recuperación económica muy lenta

Cabe mencionar, que el director de la OMS recalcó la importancia de dar prioridad  a los trabajadores de salud y a los adultos mayores en el proceso de vacunación.