El FC Barcelona ha enfrentado al FC Dinamo de Kiev en la jornada 4 de la Champions League, encuentro que llama la atención de todos los fanáticos debido a que Messi no estuvo convocado para el encuentro.

Algo que llamo a propios y extraños fue una renovación total del 11 titular donde los únicos que mantienen un papel estelar son Lenglet y Ter Stegen.

Un encuentro que mostró una rapidez por parte del cuadro catalán debido a la juventud de los jugadores convocados por Koeman.

el partido vio su primer gol al minuto 52, gracias a Sergiño Dest luego de una buena combinación entre Trincao, Braithwaite y el propio Dest.

El segundo gol (57) fue en jugada preparada en un tiro de esquina, el cual fue prolongado por Mingueza (Debutante ante las lesiones del primer equipo) y finalizado por el propio Martin Braithwaite, quien firmó su doblete tras un penal cometido por Popov al minuto 70.

Mientras que Griezmann pudo sacar su furia anotando en los minutos de compensación, y siendo uno de los líderes desde que entro a la cancha.

Un partido redondo para el barca, ya que sin Messi sufría en muchas ocasiones hoy demostró una evolución en su juego.

Al juego entraron Riqui Puig, Griezmann, Jordi Alba, Matheus Fernandes, Konrad de la Fuente.

Es importante señalar que algunos de los jugadores que comenzaron este partido pueden ser la base del próximo Barca, como lo son Aleñá, Trincao, Pedri Dest, Firpo y el mismo Mingueza, por su parte Mingueza mostró carácter y jerarquía en su partido debut, cosas que son del agrado del entrenador holandés.