Morena no merece una dirigencia de escritorio; debemos estar en el territorio, con la gente, como nos enseñó AMLO: Mario Delgado

• Vamos a encabezar una dirigencia cercana al pueblo, promoviendo la organización casa por casa para refrendar el triunfo de la Cuarta Transformación en 2021.

Mario Delgado Carrillo, aspirante a la dirigencia nacional de Morena, aseguró que este movimiento tan grande y fuerte no merece recibir instrucciones desde un escritorio en la Ciudad de México, sino que necesita un dirigente que esté cercano a la gente, trabajando en el territorio para escuchar al pueblo y organizar la defensa de la Cuarta Transformación.

Desde Reynosa, Tamaulipas, el legislador aseguró que como simpatizantes de este gran movimiento, “debemos estar a la altura del pueblo de México, y en este proceso de renovación tenemos que mostrar mucha madurez, no debemos guiarnos por intereses personales o por caprichos, no es tiempo de andar peleando entre nosotros, insultándonos, burlándonos, desprestigiándonos porque somos compañeros del mismo movimiento”.

Por eso llamó a la unidad de todo el lopezobradorismo basada en un trabajo fundamental, la organización de la gente, el trabajo territorial, el regresar al casa por casa, el formar comités de defensa de la Cuarta Transformación a lo largo y ancho del país.

“Nuestro deber como militantes es integrarnos en un solo equipo, escucharnos con respeto, tener un diálogo honesto, porque lo que nos une es más grande que lo que nos puede dividir, que es el sueño de la transformación”, dijo.

Mario Delgado advirtió que no debe haber confusión y no por haber ganado el gobierno, se debe renunciar a la organización popular porque ahí es donde está la fuerza de Morena.

“La fuerza de Morena no son sus dirigentes, la fuerza de Morena es el pueblo organizado y si queremos que le vaya bien a este partido, hay que estar a la altura del pueblo de México, como lo dice el Presidente”, agregó.

Por eso, enfatizó, “no se puede dirigir a este movimiento desde un sillón en la biblioteca de una casa. Hay que andar a ras de tierra, no se puede tener una dirigencia de escritorio. Necesitamos una dirigencia de territorio llevando el mensaje de la transformación a todos los rincones del país y organizando principalmente a la gente”.

En ese sentido, aseguró que de ganar la contienda, “vamos a tener una dirigencia itinerante, vamos a estar recorriendo los pueblos y ciudades de nuestro país para organizar al movimiento, para estar escuchando de manera permanente al pueblo de México, como lo decía ayer el Presidente, que ése es nuestro gran objetivo y nuestra gran tarea, y que no se nos olvide que nuestra responsabilidad es escuchar siempre las aspiraciones del pueblo de México”.

Mario Delgado sostuvo que no debe haber lugar para las provocaciones y se dijo promotor de la conciliación; “yo no creo en las descalificaciones entre compañeros, yo prefiero escuchar con respeto; yo no coincido con las agresiones, prefiero tener un diálogo honesto”.

“Para ser dirigente hay que tener templanza, hay que comportarse con respeto y con madurez entre nuestros compañeros, y un buen dirigente en Morena sabe escuchar al Presidente”, subrayó.

Delgado Carrillo aseveró que es necesario retomar la fórmula que provocó la revolución pacífica en las urnas en julio de 2018, el activismo al que nos tenía acostumbrados Andrés Manuel López Obrador.

“Ésa es la fórmula que nos dio éxito, tenemos que repetirla. Vamos a la organización popular ya, de inmediato, que Morena siga atrayendo a las causas más legítimas en este país, a los principales movimientos, a los principales liderazgos”, dijo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí