1 febrero, 2023 Español

Cadena Politica

Periódico Digital

La NASA crea un grupo de investigación de los OVNIS

La NASA ha seleccionado a 16 personas para investigar Fenómenos Aéreos No Identificados. Los resultados serán publicados a mediados de 2023 y pretenden aportar luz a ciertos avistamientos de fenómenos extraños para los que los científicos no han conseguido dar explicación.

La palabra OVNI no ha pasado de moda. Los Objetos Volantes No Identificados (UFO por sus siglas en inglés), parecen evocar a un pasado más cercano al cine de ciencia ficción que a las investigaciones serias sobre.

Quizá por eso la NASA ha creado un equipo de expertos dedicado a investigar los Fenómenos Aéreos No identificados (FANI), el nuevo acrónimo utilizado la agencia estadounidense para denominar los avistamientos aéreos inexplicables, ya sean aviones o fenómenos naturales, y para los que las autoridades de defensa no han encontrado una explicación convincente.

La nueva investigación independiente, que se espera dure 9 meses, sentará las bases para futuros estudios sobre este fenómeno y elaborará una hora de ruta para el posible análisis de datos en el futuro.


Te puede interesar: México se comprometió a reducir un 35% su emisión de gases contaminantes


Eso sí, para evitar elucubraciones, la agencia espacial únicamente se basará en datos desclasificados sobre avistamientos extraños difundidos por las autoridades oficiales, como el documento desclasificado por el Departamento de Defensa el año pasado en el que se afirmaba que no existía una explicación razonable al avistamiento de 120 objetos voladores identificados entre los años 2004 y 2021.

“Algunos FANI parecían permanecer inmóviles en los vientos de altura, moverse contra el viento, maniobrar bruscamente, o moverse a una velocidad considerable, sin medios discernibles de propulsión”, puede leerse en el informe desclasificado.

“Explorar lo desconocido en el espacio y en la atmósfera es la esencia de lo que somos en la NASA”, dijo Thomas Zurbuchen, administrador asociado de la Dirección de Misiones Científicas en la sede de la NASA en Washington. “La comprensión de los datos que tenemos en torno a los fenómenos aéreos no identificados es fundamental para ayudarnos a sacar conclusiones científicas sobre lo que está sucediendo en nuestros cielos. Los datos son el lenguaje de los científicos y hacen que lo inexplicable sea explicable”, concluyó.

Con información de National Geographic