4 diciembre, 2022 Español

Cadena Politica

Periódico Digital

Elon Musk

¿La llegada de Elon Musk catapulta el fin de Twitter?

El hashtag #RIPTwitter es tendencia número uno mundial, esto debido a la llegada de Elon Musk a la red social y con el temor de que desaparezca, dado que Musk siempre ha dado de que hablar.

Asimismo, otros hashtags se han unido a la tendencia y son: Cierra Twitter, Adiós Twitter, #TwitterOFF y #TwitterDown.

Los usuarios también han viralizado los nombres de Tumblr y Mastodon B, posibles sustitutos de Twitter.

Musk llegó con nuevas reglas a dirigir la red social del pajarito azul tras pagar US$44.000 millones a sus antiguos dueños, empezando por un gran recorte de personal que involucró a la mitad de los colaboradores de Twitter.

De 7.500 empleados que se estima tenía Twitter, el 50 % fue despedido la semana pasada y en las últimas horas otra oleada de salidas ocupa la primera plana de la prensa a nivel mundial.

Esta vez no fue Musk el que decidió despedir a los empleados de Twitter, fueron los propios colaboradores los que decidieron dar un paso al costado y no trabajar con el también dueño de Tesla y SpaceX.

Ahora, cabe aclarar que toda acción tiene una reacción y, en este caso, la oleada de renuncias se debió a un ultimátum que les hizo Musk a los empleados de Twitter.

El multimillonario les pidió a sus empleados que se comprometieran con la nueva cultura organizacional en la que trabajarían “duro” por Twitter 2.0, como él ha llamado a esta nueva era de la red social.

Muchos de los empleados se negaron a quedarse en la compañía, poniendo en riesgo las operaciones de Twitter, según afirmaron personas familiarizadas con el asunto.

Cualquiera que no aceptara el formulario enviado por Twitter recibiría tres meses de indemnización y, automáticamente, estaría fuera de la compañía.

Si bien Elon Musk hizo un último intento el jueves por suavizar su discurso y evitar la salida de sus empleados, todo apunta a que no fue suficiente.

Centenares de empleados de Twitter se han despedido a través de los canales de comunicación de la compañía, e incluso a través de sus cuentas personales en la red social del pajarito azul.

El ícono de la mano saludando se ha convertido en el símbolo de los empleados salientes, siendo esta la respuesta a los requerimientos al interior de Slack, medio por donde suelen comunicarse los colaboradores de Twitter.

Esta situación ha supuesto un temor para los usuarios de la red social, quienes especulan este puede ser el final de Twitter.

Algunos ex trabajadores de Twitter han afirmado a diferentes medios de comunicación que, a la fecha, no hay un cupo mínimo de ingenieros que puedan responder por algunos de los sistemas que permiten la operación de la red social.

Lo anterior podría provocar que en algún momento Twitter deje de funcionar.

Esto ha hecho que, de manera preventiva, Twitter decidiera cerrar sus oficinas de forma temporal hasta el lunes, 21 de noviembre, una medida que buscaría evitar el “sabotaje físico mientras que se resuelven las renuncias”, según afirmó una fuente local.

“Continúe cumpliendo con la política de la empresa al abstenerse de discutir información confidencial en las redes sociales, con la prensa o en cualquier otro lugar”, se lee en un memorando que les llegó a los empleados de Twitter.

Cabe recordar que Elon Musk ha dicho en reiteradas ocasiones que está en contra del trabajo remoto, pero la situación en Twitter lo puso en contravía de sus creencias.

La llegada de Musk

Solo bastó con que Elon Musk completara la compra de Twitter para que varios de los altos mandos de la compañía salieran.

Empezando por el presidente ejecutivo de Twitter, Parag Agrawal, el jefe de asuntos legales, políticas y fideicomisos, Vijaya Gadde, también salió de la compañía. Asimismo, el director financiero, Ned Segal, y Sean Edgett, que fue consejero general en Twitter desde 2012, se sumaron a las salidas.

Los ejecutivos no fueron los únicos que se fueron de Twitter, se estima que unos 1,3 millones de usuarios hicieron lo propio, abandonando la red social.

Del mismo modo, varias compañías como Audi, GM, United Airlines y Pfizer, entre otras dejaron de pagar por los anuncios en Twitter tras la llegada de Elon Musk hasta tanto la red social aclare cómo funcionará la política de contenidos y de verificación.

Una fuente afirmó, en las últimas horas, que Ella Irwin, encargada de administrar a los empleados en Confianza y Seguridad, regresará a Twitter.

Musk siendo Musk

Elon Musk se ha unido a la tendencia de #RIPTwitter, haciendo mofa sobre las especulaciones de los usuarios.

A través de varios trinos el multimillonario y hoy propietario de Twitter se ha encargado de hacer bromas y compartir memes en torno a lo que podría significar, según especulaciones, el “apagón” de Twitter.


También te puede interesar: ¿Fin de semana largo del 18 al 21 de noviembre?

Recibe las mejores noticias diariamente en tu celular. Sólo escribe la palabra “Cadena” a nuestro whatsapp y recibe las mejores actualizaciones de nuestro portal.

Click aquí