El equipo chihuahuense Spartac Racing Team tuvo una jornada de aprendizaje en el Súper Óvalo Potosino, al celebrar la novena fecha de Nascar Peak
Mexico Series.

En su segunda visita a esta pista, el equipo trabajó duro para mejorar sus resultados anteriores, y todo indicaba que así sería. Sin embargo, la competencia se vio llena de incidentes donde sus pilotos Rafael Vallina y Rubén Pardo tuvieron que demostrar su basta experiencia en las pistas nacionales.

El piloto de la categoría estelar, Rubén Pardo del auto #15 de Coca Cola Sin Azúcar- ITCR Infraestructura- LUMO Financiera del Centro- Jomtel- SicurikaToy Hot- Monster Energy- Mamitas Group- Protelife Armour Boutique- Radiosys- Skippy- TK Terraza Grill- Alsoma Internacional- Hangar Inn Hotel SelectFiesta Inn- Travel & Tips- Johnny Flyco, hizo mérito de su experiencia, aprovechando los reinicios tras las banderas amarillas y así ir poco a poco hacia los primeros sitios, finamente ocupó la sexta plaza dentro de los auto de su misma categoría.

“Fue una carrera bastante complicada, encontramos un mejor balance del auto, pero tuve problemas de frenos. Traté de hacer un par de arrancadas decentes cada vez que se pudo. Algunos autos se recargaban, de hecho hicimos una arrancada muy buena en algún punto, pero el auto solo me duraba 20 vueltas y después sufría mucho en los frenos, eso provocó que tuviera frente y no pudiera aguantar el ritmo. Después a mitad de carrera tuve problemas más graves de frenos, así que tratamos de terminar la carrera con los menos problemas posibles y acabar con el auto lo más entero posible y así fue. Seguiremos trabajando para la carrera que viene, Guadalajara está a la vuelta de la esquina”, señaló el piloto capitalino.

Por su parte, dentro de la misma parrilla, corriendo en la categoría Challenge, Rafael Vallina del auto #0 Coca Cola Sin Azúcar – ITCR Infraestructura – LUMO Financiera del Centro – Jomtel – Sicurika, se vio afectado por un contacto con otro piloto, esto ocasionó que el auto se hiriera y no estuviera en condiciones óptimas para adentrarse a los primeros sitios donde se había colocado cómodamente al inicio de la carrera. Finalmente y tras haber completado un total de 128 vueltas de las 199 celebradas, el piloto y dueño del equipo decidió retirarse.