La agencia especial de Estados Unidos, NASA, libero una imagen satelital en la que alerta sobre la severa sequía que está enfrentando todo el territorio mexicano.

“México está viviendo una de las sequías más generalizadas e intensas en décadas. Al 15 de abril de 2021, casi el 85 por ciento del país enfrenta condiciones de sequía. Grandes presas en todo México se encuentran en niveles excepcionalmente bajos, lo que agota los recursos hídricos para beber, cultivar y regar. El alcalde de la Ciudad de México la calificó como la peor sequía en 30 años para la ciudad, que alberga a unos 9 millones de personas”, explicó la NASA en un comunicado.

La agencia también libero una imágenes que muestran el impacto que ha tenido uno de los más grandes embalses del país, la Presa Villa, que está registrando niveles “excepcionalmente bajos”.

“Villa Victoria está a aproximadamente un tercio de su capacidad normal. Cerca de 60 presas grandes, principalmente en el norte y centro de México, están por debajo del 25 por ciento de su capacidad. Algunos habitantes se han quedado sin agua corriente”, cita la información de la NASA.

Hace unos días, el director del Grupo Consultor de Mercados Agrícolas (GCMA), Juan Carlos Anaya explicó que “los niveles en muchas de las presas del país son muy bajos, principalmente en los estados de Sinaloa, Tamaulipas y Chihuahua y también en la región del Bajío”.

Según datos de GCMA, las 210 presas del país tienen unas reservas actuales del 46,4 % de la capacidad total. Además de que 7 de los 32 estados del país concentran 16 presas con agua para uso agrícola (riego) y actualmente están a solo un 33,1 % de su capacidad. Esto representa una bajada del 55 % en comparación con el año pasado.

La NASA advierte que las sequías podrían agravarse ante la falta de lluvias, que de acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional de México hubo 20 por ciento menos precipitaciones de lo normal en todo el país, provocando no solo crisis de desabasto, sino un impacto severo a la industria agrícola.

“México se está acercando a una de las peores sequías generalizadas registradas. En 2011, las condiciones de sequía abarcaron el 95 por ciento del país y provocaron hambrunas en el estado de Chihuahua. En 1996, el país vivió la peor sequía registrada y sufrió enormes pérdidas de cosechas”, concluye el reporte de la NASA.