La Comisión de Energía de la Cámara de Diputados convocó a sus integrantes a discutir y votar la próxima semana el proyecto de reformas a la Ley de Hidrocarburos sin modificación alguna a la iniciativa del presidente Andrés Manuel López Obrador.

El dictamen distribuido entre los legisladores integrantes de la comisión respalda en todos sus términos la propuesta del Ejecutivo que, entre otros aspectos, prevé la suspensión temporal de los permisos de refinación, transporte, almacenamiento, distribución, compresión, regasificación, comercialización y expendio de hidrocarburos, petrolíferos o petroquímicos, en caso de “peligro inminente” para la seguridad nacional, la seguridad energética o la economía nacional.

Según las consideraciones de la Comisión de Energía, dicha propuesta es valiosa en un contexto en que la escasez, el desabasto y las interrupciones en el suministro de hidrocarburos y petrolíferos representan riesgos para la seguridad energética y podrían afectar gravemente la estabilidad del país.

La reforma propuesta prevé igualmente la facultad de la Secretaría de Energía y de la Comisión Reguladora de Energía para revocar dichos permisos cuando se compruebe que los hidrocarburos hayan sido adquiridos de forma ilícita o por la comisión del delito de contrabando de hidrocarburos, petrolíferos y petroquímicos.

“Esta propuesta resulta de gran relevancia para la seguridad nacional y energética de México, pues el mercado negro de combustibles impacta de manera sustantiva el mercado lícito de combustibles”, puntualiza el documento. En materia de política para el almacenamiento mínimo de petrolíferos, la iniciativa plantea incorporar como obligación para el otorgamiento de permisos que el solicitante demuestre que, en su caso, cuenta con la capacidad de almacenamiento que determine la Secretaría de Energía, conforme a las disposiciones jurídicas aplicables.

Prevé asimismo establecer la negativa ficta al transcurrir el plazo establecido en las solicitudes de cesión de permisos emitidos por la Secretaría de Energía o la Comisión Reguladora de Energía, brindando mayor seguridad al Estado y la sociedad, en razón de evitar que por el simple transcurso del tiempo se ceda un permiso para llevar a cabo las actividades del sector energético.

Según las consideraciones de la comisión encabezada por el legislador morenista Manuel Rodríguez, la iniciativa presidencial busca garantizar la seguridad y la soberanía energéticas para proporcionar y asegurar, por medio de las empresas propiedad de la nación, que toda persona pueda satisfacer sus necesidades energéticas en condiciones dignas y en cantidad suficiente y equitativa.