En entrevista el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (CANIRAC) en San Luis Potosí, Juan Carlos Banda Calderón, informó que la empresa que le suministra gas natural a este sector, ha solicitado los negocios que no hagan compras de pánico y que cuiden el gas que tienen.

Hasta el momento ningún restaurante ha parado sus actividades, como ocurrió con las empresas de la Zona Industrial, pero les preocupa que la situación genere escasez e incremento en el costo del gas

La alerta crítica por el suministro de gas natural en México, también generó incertidumbre en el sector restaurantero, pues les preocupa que esta situación podría generar una escasez y un alza en los precios de este insumo, el cual es de vital importancia para las operaciones de los establecimientos de comida.

Aunque los restaurantes han acatado bien pronunciadas recomendaciones, les preocupa que el desabasto de gas los obligue a cerrar temporalmente, pues depende mucho de éste para la preparación de sus alimentos.

A pesar que ningún restaurante ha dejado de operar por el tema de suministro de gas natural, Banda Calderón reconoció que sí hubo por lo menos cuatro restaurantes que se dejaron llevar por comunicados emitidos supuestamente por la Comisión Federal de Electricidad (CFE), sobre cortes de energía que se iban a hacer durante algunas horas (que no se hicieron), y estos restaurantes cerraron por un día creyendo que no iban a tener luz para operar.