¿Qué son los sueños?

Soñar es la actividad que le permite al ser humano desahogar algunas situaciones que en el estado consciente no es posible abarcar en su totalidad.

Durante el sueño toda actividad y conducta es completamente posible y permitida. Los sueños dependen de las experiencias vividas de forma individual por cada uno; pueden también ser pesadillas que son las actividades oníricas que hacen que el sujeto se sienta, incómodo y amenazado.

El ser humano se permite soñar a través de los pendientes que tiene en su día a día y que en su estando consciente no es capaz de darle una interpretación y al estar dormido se permite desahogar de todos esos pensamientos sin límites ni censura de ningún tipo.

A través del sueño nos brindamos una gran oportunidad de conocernos mejor, ya que todo lo sucedido mientras dormimos nos permite expresar los pensamientos y sensaciones que probablemente reprimimos cuando estamos despiertos, pero que nuestra mente alcanza a registrar como un pendiente.

Durante el sueño se estimula la recepción de mensajes que bien interpretados, nos ayudan a conectar las situaciones reales con nuestra organización mental y física.

En nuestros sueños hay mucha información que es una opción del inconsciente de expresión, esto se da a través de símbolos y significados en un lenguaje muy íntimo y muy personal que se puede descifrar con un profundo análisis con la ayuda de quien nos conoce de verdad, con información previa de nuestras respuestas a la vida.

¿Cuál es la función de los sueños?

Una función importante que cumple el cerebro durante el sueño es la de desechar y seleccionar los recuerdos.

Cuando soñamos, nuestro cerebro intenta solucionar los problemas que nos ocupan durante el día. Por eso, dormir puede ser la solución a un problema que no conseguimos resolver.

Asimismo, un sueño puede ser un reflejo fiel o, en la mayoría de los casos, simbólico de lo que ocupa nuestra mente, de nuestros miedos y de nuestros deseos.

¿De dónde vienen los sueños?

Si bien es cierto, todos soñamos, sólo que algunos refieren no soñar, más bien no los recuerdan por una represión o tienen un inconveniente marcado de enfrentar alguna situación.

Los sueños no se dan por sí solos, tienen una base conforme a las actividades y a los pensamientos que los humanos deben resolver o haga suyos. Muchas veces soñamos con situaciones ajenas a nuestra experiencia pero que alguien a quien amamos o estamos en estrecha relación, vive.

que son los suenos y por que sonamos 4

¿Cómo entender tus sueños?

Un método efectivo para iniciar con la comprensión de nuestros sueños es escribir por la mañana lo que logramos recordar, ya sean palabras, personas, objetos o lugares de tal manera que podamos en un estado consciente darle organización y significado.

Es importante considerar que en la conducta hay una manifestación de nuestra mente de manera consciente e inconsciente.

Todos soñamos cada noche; la duración de nuestros sueños puede variar debido a lo que en el día hemos dejado pendiente, así este se encargará de plantear situaciones a analizar.

De igual forma en el afán de entender el significado de los sueños, se han creado “manuales” de interpretación que no ofrecen una ayuda real para quien se siente preocupado por comprender algún sueño recurrente, ya que cada uno tiene que ver sólo con quien lo experimenta y con lo que vive.