3 febrero, 2023 Español

Cadena Politica

Periódico Digital

Lugares sagrados

Reconocimiento de lugares sagrados es el corazón del Plan de Justicia Wixárika, Na’ayeri, O’dam y Meshikan

 

 

 

Para dar cumplimiento a los acuerdos del Plan de Justicia de los Pueblos Wixárika, O’dam, Na’ayeri y Meshikan, dependencias del Gobierno de México y autoridades tradicionales recorrieron el lugar sagrado Hauxa Manaka, ubicado en Cerro Gordo, comunidad de San Bernardino de Milpillas Chico, municipio de Pueblo Nuevo, Durango.

Después de las visitas realizadas la semana pasada a Tatei Haramara, ubicado en Isla del Rey, San Blas, Nayarit y Xapawiyemeta, en el lago de Chapala, Jalisco, se llevó a cabo el tercer recorrido con el objetivo de avanzar en la documentación y enriquecer el proyecto de decreto para el reconocimiento de los lugares sagrados y rutas de peregrinación, el cual fue entregado al presidente Andrés Manuel López Obrador el pasado 10 de septiembre en Santa Catarina Cuexcomatitlán, municipio de Mexquitic, Jalisco.

El director general del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI), Adelfo Regino Montes, señaló que el plan de justicia es el documento que rige todas las acciones, pero lo fundamental es el trabajo que realizan conjuntamente las autoridades tradicionales con sus guías espirituales y las dependencias del Gobierno de México.

“El corazón del plan de justicia es sin duda el proyecto de decreto para el reconocimiento de los lugares sagrados, tenemos el compromiso de recorrer los cinco lugares sagrados con las autoridades tradicionales y comunales”, expresó en presencia de los gobernadores o’ dam de Milpillas y Las Lajas; na’ayeri de Jesús María y Mesa del Nayar; wixárika, de Santa María Cuexcomatitlán, así como de la gobernadora meshikan de Acaponeta, entre otros.

Ante la presidenta del Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), Claudia Olivia Martínez Reza y la comisionada para el Diálogo con los Pueblos Indígenas de México de la Secretaría de Gobernación (Segob), Josefina Bravo Rangel, destacó que la creación del lugar sagrado Hauxa Manaka tiene la ventaja de que son tierras comunales y no se requiere recurrir a terceros ni otras instancias, sino que la autoridad comunal realice una asamblea general para destinar la poligonal como lugar sagrado.

Las y los representantes de las dependencias federales, junto con autoridades tradicionales y espirituales, acordaron iniciar los trabajos técnicos para establecer el territorio del lugar sagrado de Hauxa Manaka, bajo los conocimientos ancestrales e indicaciones de las autoridades tradicionales wixárikas, na’ayeri, o’dam y meshikan.

Del mismo modo, tomar como base el Pacto de Hauxa Manaka, en el que se definen unas 60 hectáreas de lugar sagrado. También se dio por recibida la documentación que aportaron las autoridades tradicionales relativa al lugar sagrado, además de que la autoridad comunal de San Bernardino de Milpillas Chico convocará a una asamblea general para que el lugar sagrado sea reconocido en el decreto.

A su vez, el INPI, en coordinación con las instancias competentes, se comprometió a atender el planteamiento de la construcción de la carretera del tramo Mimbres a Maíz Gordo, así como del camino del Manzanal al Puerto y la construcción de cabañas para la atención de peregrinos.

El presidente del Consejo Regional Wixárika, Minjares Valdés Bautista, destacó el cumplimiento por parte de las dependencias federales a los acuerdos del plan de justicia y calificó de histórica la visita a los lugares sagrados.

El presidente municipal de Pueblo Nuevo, Adrián Chaparro Gándara, celebró la instrucción del presidente López Obrador de hacer justicia a los pueblos indígenas de la región y ofreció colaborar con las dependencias federales desde el ayuntamiento para consolidar los proyectos.

Representantes de las dependencias federales y autoridades tradicionales arribaron al punto conocido como El Puerto para participar en los rituales tradicionales encabezados por las y los mara’akames (guías espirituales), desde la noche del 23 de noviembre.

Al día siguiente iniciaron una caminata durante varias horas por escarpados caminos, hasta la parte más alta de Cerro Gordo, para llegar al lugar sagrado de Hauxa Manaka; ahí realizaron ceremonias tradicionales y depositaron ofrendas a sus deidades, con el fin de que los trabajos lleguen a buen término.

Ubicado en territorio o’dam, el lugar sagrado de Hauxa Manaka tiene un profundo significado espiritual para los cuatro pueblos, que lo consideran el lugar donde quedó la barca de Takutsi Nakawe Hauxamanaka y donde inició la repoblación de la madre tierra.

Participaron en los trabajos representantes de las secretarías de Gobernación (Segob); Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat); Hacienda y Crédito Público (SHCP); Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), y Cultura; así del Instituto de Administración y Avalúos de Bienes Nacionales (Indaabin); Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH); Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (Inbal), así como del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), entre otras dependencias.