26 septiembre, 2022 Español

Cadena Politica

Periódico Digital

#PolíticaConsciente

Dándole seguimiento oportuno a mi columna de la semana anterior, creo que es por demás importante seguir tocando el tema de la Revocación de Mandato.

Ya que se está cocinando el tópico en ambas cámaras, existen un sin fin de opiniones fundamentadas. La forma de la iniciativa -como todas las intenciones de nuestro presidente-, se ve bien, pero a la hora de analizar el fondo, aquí viene el dilema.

Como lo dice el dicho: “Piensa mal y acertarás”, tristemente es el modus operandi de la política mexicana. Hoy es ingenuo a veces pensar que se hacen las cosas en favor de la gente y no en pro de los intereses de muy pocos.

La realidad de esta iniciativa que repito, pinta bien por encimita, es que creo que más bien se trata de una estrategia de expansión territorial, a la par de electoral.

Para empezar, la Revocación de Mandato, se pretende llevar a cabo con tan sólo un 3% de mayoría en votación, increíble! Y más aún que Dolores Padierna, esté proponiendo que se reduzca al 1%.

Por otro lado, la revocación no es un tema nuevo, ya se había planteado en años anteriores, en los que con poca congruencia, el propio López Obrador, tacho como ilegal, y es él quien ahora la postula.

El problema de esto -entre otras cosas-, son los tiempos.

Por mencionar alguna otra incongruencia de nuestro Presidente (dentro de las muchas que hay), él dijo en alguna ocasión, que el gobierno no debe meterse en las elecciones, entonces, ¿qué está haciendo ahora mismo con esta iniciativa cuando se aproximan elecciones intermedias?

La respuesta es sencilla, ganar territorio, buscar tener no solo la mayoría en la cámara, sino también en gobernadores electos.

A mí me preocupa mucho que sigan en campaña, en lugar de estar llevando a cabo una política económica para el crecimiento de nuestro México.

La fascinación y concentración absoluta por el poder, que tiene Morena hoy, da espacio a la especulación de un proyecto mayor. Se trata de la muy posible creación de una nueva constitución López Obradorista, para cerrar con broche de oro esta cuarta transformación.

De llevarse a cabo este proyecto, se dejarían sentadas por escrito las bases para un México nuevo, no sé si mejor o peor pero nuevo.

Instagram: @karlarojodelavega

Twitter: @karrojodelavega

Facebook: Karla Rojo de la Vega Mota Velasco