3 febrero, 2023 Español

Cadena Politica

Periódico Digital

cuarzos

Mitos y verdades de los Cuarzos

A lo largo del tiempo hemos escuchado varios usos que le dan a estas rocas, que no son más que eso, sin embargo no es descartado ni tampoco es mal visto, son creencias que la gente se ha generado con el paso del tiempo, aquí te diremos que son los cuarzos y para que sirven supuestamente.

Cristal de roca en su estado más puro y piedra viva para las culturas hindúes porque sienten sus vibraciones de energía, el cuarzo es un mineral presente en el grupo de los silicatos con una estructura interna bien definida, color, brillo, dureza y composición química, que recientemente se ha puesto de moda entre los coleccionistas y el mercado de la joyería, como parte de lo que se conoce como gemas o piedras semipreciosas.

Desde el punto de vista astrológico el cuarzo tiene diferentes usos, de los que destaca su notoria cualidad para trasmitir, proyectar, canalizar y activar todas las formas energéticas que se conocen, así como aliviar todo tipo de dolores.

También, se sabe que elimina la confusión mental, eleva el espíritu, es un poderoso amuleto para el amor, favorece los sueños nocturnos y aleja las pesadillas; alivia el estrés y tiene la gran facultad de descargar el ambiente de estímulos negativos, así como de eliminar el lado más oscuro de los sentimientos humanos.

En México, los aztecas y los mayas utilizaron los cuarzos para tallar calaveras humanas fabricadas en cristal de roca, las que todavía constituyen un enigma, pues se desconoce la forma en que dichos pueblos pudieron realizar tan complicas obras, ya que al parecer no poseían una tecnología ni conocimientos adecuados. Ni siquiera hoy, en la era de la tecnología, ningún escultor o ingeniero podría realizar este trabajo.

Según algunos estudiosos, estas obras de arte representan objetos de culto y pudieron ser utilizadas en rituales religiosos.

Alguna de ellas pudo formar parte de un centro mágico azteca de los siglos XIII o XIV d.C. y ser usada para alejar a las serpientes y adivinar el futuro; hay quien afirma que a su alrededor se producen fenómenos inexplicables y extraños.

Los minerales de cuarzo constituyen 95% de la composición en la corteza terrestre; están formados por un átomo de silicio y dos de oxígeno, que al combinarse forman el dióxido de silicio. Su formación involucra un lento proceso de miles de años en el interior de la Tierra por efecto de temperaturas altísimasy enormes presiones.

Fuera del ámbito científico, he escuchado sostener que los cristales poseen una gama de propiedades, desde lo mundano hasta lo espiritual.

Se dice que los cristales pueden mejorar el rendimiento de su automóvil hasta que los cristales nos pueden hacer sentir mejor, más saludables y más inteligentes. Más extravagante es la afirmación de que el poder de los cristales fue usado por los habitantes del continente perdido de la Atlántida (como fuente de poder, para aprender, comunicarse y curarse) y por los egipcios para construir sus pirámides.

Y los cristales de cuarzo y piedras preciosas constituyen un medio por el cual los códigos cristalinos de conciencias personales y planetarias son conectadas con dimensiones más altas (signifique esto lo que signifique). También se escucha decir que los cristales están vivos, y que ciertos espíritus viven en sus facetas.

Los cristales podrían ser programados, y así amplificar y transferir pensamientos curativos, y activar los “centros energéticos” (chakras) del cuerpo.

El término “programar” es tomado de la computación pero en lugar de usar un teclado usted usaría directamente sus pensamientos. Como en muchas afirmaciones pseudocientíficas, se hace referencia a la “energía”, término del que se abusa con suma frecuencia.

Esta energía que irradiarían los cristales activaría y potenciaría las emisiones mentales gracias a unas supuestas propiedades canalizadoras, transformadoras y amplificadoras. Incluso se afirma que estas propiedades son utilizadas en nuestra tecnología. En particular, pareciera ser el cuarzo el que especialmente contiene una energía de poder ilimitado.

La idea de que los cristales están vivos surge del siguiente silogismo: sólo los seres vivos pueden crecer; los cristales crecen; por lo tanto, los cristales están vivos. Es cierto que los cristales crecen, pero esto no significa que estén vivos en un sentido biológico.

Después de todo, las tormentas crecen, los desiertos crecen, la luna crece, un río crece, una idea o una murmuración también pueden crecer.

Los cristales crecen en forma natural para lo que pueden necesitar desde horas hasta siglos, dependiendo de las condiciones ambientales. Los cristales de silicio se hacen crecer artificialmente y forman parte de la mayoría de los artefactos electrónicos que manejamos hoy en día. Por supuesto que hacer crecer un cristal no nos califica para afirmar que hemos creado vida.

 

Recibe las mejores noticias diariamente en tu celular. Sólo escribe la palabra “Cadena” a nuestro whatsapp y recibe las mejores actualizaciones de nuestro portal.

Click aquí