3 febrero, 2023 Español

Cadena Politica

Periódico Digital

Gran fiesta, Watch Party de los Steelers en México

Los Pittsburgh Steelers realizaron una Watch Party en la Ciudad de México para los aficionados mexicanos y el equipo no defraudó al vencer a los Atlanta Falcons por marcador de 19-16.

Los más de dos mil aficionados presentes en el Pepsi Center vitoreaban cada pase completo de Kenny Pickett (16/28, 197 yardas, TD), cada acarreo exitoso de Najee Harris (17 acarreos, 86 yardas) y todas las tacleadas detrás de la línea de scrimmage.

Cuando Pickett conectó con Connor Heyward en las diagonales para poner el marcador 12-3 en el segundo periodo los festejos de los aficionados mexicanos fueron incontrolables. Está anotación significó la primera en la carrera de Heyward. Los Steelers tuvieron un buen desempeño a la ofensiva en sus primeras cuatro series puesto que consiguieron un touchdown y tres field goals de Matthew Wright. La quinta fue la última de la primera mitad.

Atlanta recibió el ovoide para abrir la segunda mitad, pero solo consiguieron 10 yardas y despejaron. Tras ello, Pittsburgh marchó 75 yardas en 7:36 minutos para que Wright anotara su cuarto FG del partido. El partido se cerró cuando Marcus Mariota encontró Mycole Pruitt y el tight end avanzó a la zona de anotación. Aunado a esto, Young Hoe-Kim acertó su tercera patada, ahora de 28 yardas, para poner el score 19-16 con 5:27 por jugar en el último cuarto.

El safety Minkah Fitzpatrick sentenció el partido para los Steelers cuando interceptó el lanzamiento de Mariota cuando quedaban 35 segundos en el cronómetro.

Con este resultado, los Steelers se colocan con marca de 5-7 y los Falcons de 5-8. La próxima semana, Baltimore visitará el Acrisure Stadium y el equipo de Atlanta tendrá su descanso.

Las leyendas Santonio Holmes, Dermontti Dawson y James Farrior estuvieron presentes en la Watch Party para firmar autógrafos. Durante el medio tiempo del partido, un aficionado de los New England Patriots, enfundado en un jersey de Tom Brady, subió a la tarima donde se encontraban los exjugadores de Pittsburgh y fue abucheado por los aficionados de los Steelers.