• El Gobernador de Tamaulipas pidió a la Suprema Corte de Justicia invalidar la orden de aprehensión que enfrenta desde mayo por lavado de dinero y delincuencia organizada.

Francisco Javier García Cabeza de Vaca, mandatario panista, la semana pasada presentó una controversia constitucional para impugnar la acción penal en su contra, iniciada por la Fiscalía General de la República , así como la orden que libró un juez federal de Almoloya de Juárez.

El 10 de mayo del presente año, la FGR recibió información del Departamento de Justicia de Estados Unidos sobre las posibles responsabilidades penales del Gobernador de Tamaulipas sus hermanos Ismael García Cabeza de Vaca y José Manuel García Cabeza de Vaca y empresas relacionadas con irregularidades bancarias, transferencias monetarias ilegales y operaciones, una situación que negó la defensa del mandatario. No obstante, estos personajes fueron denunciados por la UIF ante el Ministerio Público Federal.

Es importante mencionar que, la FGR  acusa al mandatario de delincuencia organizada, operación de recursos con procedencia ilícita y fraude fiscal. En lo que respecta a este último ilícito, el Gobernador es señalado por defraudación fiscal equiparada por seis millones 511 mil 777 pesos y 57 centavos, delito que se sanciona con penas de tres a nueve años de prisión. En total, el mandatario local habría amasado una fortuna superior a 951 millones de pesos, según la Fiscalía.

Además, el mandatario panista también figura en la denuncia del exdirector de Pemex Emilio Lozoya contra legisladores del PAN, a quienes acusa de recibir sobornos de la empresa Odebrecht en 2013 para aprobar la Reforma Energética del entonces Presidente Enrique Peña Nieto.