• La nadadora Yusra Mardini es integrante del Equipo Olímpico de Atletas Refugiados en Tokio 2020. 
  • La historia de Yusra Mardini ha impresionado y conmovido al mundo.

La guerra que estalló en Siria en 2011, dejó la vivienda de su familia en ruinas junto con la piscina en la cual entrenaba. Ante esto, a sus 17 años Yusra Mardini emprendió un viaje junto a su hermana Sarah. Decidió cruzar El Líbano, llegar a Turquía y dirigirse hacia Grecia.

Durante su travesía por el mar Mediterráneo, el motor de su embarcación tuvo una falla y terminó por detenerse, sin embargo, a bordo se encontraban 18 personas más y varias de ellas no sabían nadar. Debido a esto, tanto Yusra como su hermana se lanzaron al agua para empujar la embarcación hasta tierra.

Tras llegar a Grecia, emprendieron rumbo hacia Alemania, en donde luego se establecieron en un campo de refugiados. Para los Juegos Olímpicos de Río 2016, el Comité Olímpico Internacional creó el Equipo Olímpico de Atletas Refugiados, con otros nueve deportistas: cinco sudaneses, dos congoleños, un sirio y un etíope. Para Tokio 2020, el equipo aumentó a 29 integrantes, incluyendo a Yusra.

Los deportistas de este equipo, a diferencia de los otros, desfilan detrás de la bandera olímpica. Si alguno de sus miembros gana medalla, es la famosa bandera de los cinco anillos la que se iza al son del himno olímpico.