A dos días de las protestas masivas en Cuba se ha confirmado el primer muerto, el Gobierno cubano sigue insistiendo en culpar a Estados Unidos, por lo que ha cortado el servicio de internet en toda la isla, se mantiene la presencia policial, en tanto familiares y amigos buscan a los detenidos en las manifestaciones.

Hasta este momento suman más de 150 personas arrestadas, de acuerdo a datos de  Human Rights Watch, activistas denuncian que las detenciones del domingo se han sumado otras de opositores, activistas y periodistas independientes en los dos días posteriores.

Cabe mencionar que el apagón de internet está provocando un parón en parte de las actividades del país, que pasaron a ser en línea por la pandemia. Una profesora de una universidad de la Habana dijo a Efe “Sin conexión no podemos trabajar estos días, vamos a ver qué pasa”

Por lo que los pocos que tienen acceso a las redes sociales es difícil conocer la situación real, ya que circulan videos de revueltas ciudadanas que en muchos casos son falsos, deslocalizados o se hacen pasar por nuevas imágenes cuando corresponden a las primeras manifestaciones.

Es importante destacar que el primer muerto, fue un ciudadano de 36 años de edad que murió el lunes durante un enfrentamiento con agentes en el Consejo Popular Güinera del municipio de Arroyo Naranjo, un barrio marginal en el sur de La Habana donde los vecinos se lanzaron a las calles al grito de “libertad”, según muestran videos difundidos en las redes.

Sin embargo el presidente de Cuba, Díaz-Canel, no se desvió hoy un ápice de su argumentario y su canciller, Bruno Rodríguez, compareció para recordar quién es a su juicio el único culpable de la crisis en Cuba: Estados Unidos.

Estas manifestaciones ciudadanas son las más importantes en 60 años, el único antecedente que existe es, del “maleconazo” de agosto de 1994, limitado a La Habana.