Un colectivo de organizaciones de la sociedad civil dedicadas a la defensa del medio ambiente exige al Gobierno mexicano que “cese el ecocidio causado por la industria petrolera, reduciendo las inversiones en este sector y estableciendo un claro plan para alcanzar la transición energética justa”.

Así mismo, el colectivo señaló que el reciente incendio marino es una “evidencia la insostenible operación que tiene la industria de los combustibles fósiles en México y el mundo”.

La red que integran la Alianza Mexicana contra el Fracking (fractura hidráulica); la Asociación Interamericana para la Defensa del Ambiente, el Centro de Energía Renovable y Calidad Ambiental, el Centro Mexicano de Derecho Ambiental Conexiones Climáticas y Greenpeace entre otras, señalan que la región marina del siniestro es una zona estratégica de la producción mexicana de crudo.

Cabe mencionar que Pemex ocupa el tercer lugar entre las empresas petroleras con mayor riesgo ambiental del planeta y se encuentra en el lugar número nueve de 20 petroleras que generan mayores emisiones de metano y dióxido de carbono a nivel mundial, según el documento.