Giuseppe Perrino de 19 años, perdió la vida tras un infarto ocurrido durante un juego de futbol en el que se homenajeaba a su hermano, había fallecido en 2018 en un accidente de bicicleta.

Los reporteros locales indicaron que Perrino cayó fulminado en el campo de juego en Poggiomarino, su ciudad natal e intentaron reanimarlo cuando arribó la ambulancia, sin embargo, ya era tarde y no pudieron salvarle la vida.

Perrino llegó a ser internacional con Italia Sub-21 y llegó al Parma en 2012, pero no logró consolidar el potencial que le veían y no disputó partidos con el club y recientemente decidió retirarse.