¿Y dónde está?

Por: Guillermo Robles Ramírez / InterSIP

“672 millones de pesos destinado al sector salud”, fue la respuesta que le dio el candidato para Diputado Federal, Jericó Abramo Masso; a una señora que dijo estar pensionada desde hace doce años, y la respuesta inmediata de la ciudadana fue con una interrogante: ¿Y dónde está?

Esa es una de miles o millones de respuestas que tienen quienes dependen del servicio médico de gobierno federal, es decir, aquellos derechohabientes al IMSS e ISSSTE, pues recordemos que son los únicos que pueden tener esta prestación ya que con la eliminación del Seguro Popular; la Cuarta Transformación dejó desamparado y sin derecho a salud pública a millones de mexicanos.

Al menos aquí en Coahuila, el gobierno lopezobradorista, no quiere a los coahuilenses, ya que tiene abandonado al campo, a las personas de la tercera edad, a los niños y niñas que quieren estudiar, al sector salud, entre otros más. En este último rubro, cada vez va en aumento las publicaciones e imágenes en periódicos coahuilenses de las largas filas que hacen en las afueras de las instituciones de salud pública federal en busca de medicamentos o insumos tan básicos como para tratamiento de cáncer, diabetes, hemodiálisis, entre otros y sin mencionar aquellos que padecen lupus no existe ningún tipo de tratamiento porque tanto como el IMSS e ISSSTE, lo consideran no como una enfermedad; por consiguiente no hay medicamentos para los derechohabientes o tratamiento alguno. Al menos esa es la respuesta o indicaciones que le dan los médicos a quienes padecen de lupus.

Pero esas largas filas que hacen los coahuilenses en las instituciones de salud del caudillo López Obrador; además de estar a la intemperie no solo son molestas, sino también son en vano porque regresan a sus hogares sin medicamento alguno por la falta de ello.

La enfermera que tiene doce años de jubilación y que se acercó con el candidato a la diputación federal por el PRI, externó su molestia e indignación ya que ni siquiera ella que prestó su servicio en el sector salud obtiene medicamentos, y remetió en contra del 4t, diciendo, “…en otros gobiernos al menos entraban nuevas empresas, pero en este ni eso y ni nuevas clínicas, siendo ahora imposible de caminar adentro por las filas de espera y amontonados, sin poder respetar la sana distancia…”.

Una modalidad que están empezando hacer, aquellas personas jubiladas y que tienen posibilidad económica es la contratación de un seguro de gastos medico mayor, porque es mucho dinero que se va en el gasto de medicamento que compran por fuera del Instituto Mexicano del Seguro Social, y como tampoco hay un reembolso en dicha institución por comprarlo por fuera a la falta de medicamento la llevó a esa toma de decisión, pero tuvo que admitir la ayuda de su hija para poderse hacer de un seguro de gasto médico mayor.

Solo para tener como referencia el presupuesto al sector salud en año 2019 se destinó 629 mil 181.48 millones de pesos; en el 2020 se aprobó 653 mil 206.05 MMDP.

Se puede observar un ligero incremento de dinero en cada año, por parte del gobierno de la Cuarta Transformación, sin embargo; así como se pregunta la enfermera jubilada, “… ¿en dónde está?…”, es lo mismo que se pregunta el resto de la población que están dados de alta ante los hospitales del gobierno federal. (Premio Estatal de Periodismo 2011 y 2013, Presea Trayectoria Antonio Estrada Salazar 2018, finalista en Excelencia Periodística 2018 representando a México) www.intersip.org

 

¿Y dónde está?