A través del cifrado de extremo a extremo la aplicación de WhatsApp ayuda a mantener la seguridad de nuestros mensajes, recientemente el secuestro de cuentas de la app se ha vuelto una práctica recurrente entre los ciberdelincuentes.

Sin embargo existen algunas medidas que podemos utilizar para evitar que nuestra cuenta sea robada, como las siguientes: evita compartir tu código de seguridad, ni siquiera con familiares y amigos; verificación en dos pasos, esto evitará que el ciberdelicuente tenga acceso a tu información en caso de que sí hayas compartido tú código con algún familiar o amigo; cierra todas sesiones de WhatsApp Web.

Cabe mencionar que el Centro de Ayuda de WhatsApp, refiere que podrás atender llamadas aunque la aplicación esté bloqueada.